Menú

A casi siete meses de reiniciar un libre comercio entre México y Brasil en el sector automotriz, el motor de las exportaciones de vehículos mexicanos con destino al país carioca desaceleró 61% en octubre pasado, con ventas de apenas 3,220 unidades a ese mercado, panorama que no anticipa un cambio de dirección, ante la implementación de políticas públicas brasileñas soportadas en el fortalecimiento de su mercado interno.

Desde el pasado 19 de marzo de este año, México y Brasil lograron libre comercio en el marco del Acuerdo de Complementación Económica 55, para exportar e importar vehículos sin restricciones, con lo cual se logró eliminar los aranceles de 35% y los cupos de importación acordados por cerca de una década. Sin embargo, los envíos de autos que realiza México en lo que va del año “no llenan ni los cupos anteriormente pactados”, lamentó Eduardo Solís, presidente de la AMIA. Brasil representa el principal destino para los autos mexicanos en América Latina.

La industria brasileña argumenta que el costo de un vehículo hecho en México es 18% más barato respecto al producido en Brasil, debido a la mano de obra y la constitución de la unidad con piezas de Norteamérica.

Fuente: El Economista.

En la opinión de:

A.A. Felipe M. González Jaimes
Presidente de CLAA.

El mercado de vehículos ligeros brasileño registra un crecimiento de 7.5% en lo que va del año, al colocar 2 millones 176,145 unidades, en donde no sólo ha dejado de comprar autos a México, sino a Argentina, con el argumento de fortalecer su mercado interno.

Subir ⇑